sábado, 6 de junio de 2009

LA AMISTAD INCONDICIONAL


Lo que hace que la amistad tenga tantos privilegios es simple y llanamente que cuando es auténtica no hay nada que demostrar. Cuando hay alguien que te tiene que explicar que él es así, él nunca será un tesoro para ti.
La amistad es única, no hay nada que cambiar, ni nada que demostrar, no hay nada que perdonar. Difícil, lo sé, pero eso es así o de lo contrario, que es lo nos sucede con la inmensa mayoría, es alguien a quien conoces, le tienes cariño y le respetas. Eso no tiene nada que ver con el tema. Tema tan especial como el que no existe la duda, ni los celos, ni las comparaciones. Ése es el motivo por el que generalmente tenemos tantos conocidos y tan pocos elegidos. Amigos elegidos para la confidencia, para las otras risas, para los buenos y los malos ratos y, sobre todo para no tener que dar explicaciones. Ésos son los que son. Los amigos.
La amistad es una relación que se basa en el desinterés, la reciprocidad, la empatía. Es un vínculo elegido, nada obliga a mantenerlo. De ninguna otra relación interpersonal se puede decir todo esto.
¿Por qué no ha de ser posible, entonces, la amistad entre un hombre y una mujer? Cuando un hombre y una mujer construyen una relación de amistad, se aceptan ante todo y sobre todo como personas, no se eligen sexualmente. Como personas, ambos tienen cerebro, corazón, emociones y sentimientos (y éstos no tienen sexo). El hombre ya no ve a la mujer como un objeto de deseo, como alguien a quien conquistar. La mujer no ve al hombre como un potencial proveedor, como aquel que le permitirá tener una familia o ser madre.
Como en el amor, habrá en este vínculo comunicación, sentimientos, expectativas, proyectos. Pero serán de otro tipo: despojados del componente de la libido, y superados los estereotipos culturales de género descubrirán juntos el amor de la amistad.
Cuando un hombre y una mujer son amigos, se ofrecen y se ofrecen la mutua posibilidad de acceder a un mundo ajeno, el del otro sexo. A través de una amiga, un hombre puede aprender a comprender a su pareja. A través de un amigo, una mujer puede encontrar respuestas para sus interrogantes sobre las actitudes del hombre.
En una relación de amistad, entre hombre y mujer, con el tiempo, ambos están mejor preparados para relacionarse con otros hombres y con otras mujeres.
El crepúsculo y el amanecer necesitan de la amistad entre la noche y el día, así la

comprensión entre los seres humanos necesita de la amistad entre hombres y mujeres.

3 comentarios:

Valeria dijo...

Hola Alex, tienes razon en lo que dices sobre la amistad, si es autentica no hay nada que demostrar, y no se debe condicionar...hace unos meses una persona a la ke consideraba mi amiga me dejo de hablar, hubo un mal entendido y ella sin ni sikiera escuchar mis motivos me dijo hipocrita y demas, yo solo rei y le dije ke habia falta de comunicacion de su parte, porke ella se adelanto a los echos y creyo en lo ke los demas dijeron, pero bueno, ella siguio enojada y ya no me sentia con la confianza de saludarla como todos los dias por el msn, o de agregarle un comentario en sus perfiles. y un dia asi de la nada me borro de lista de amigos, ok no hay problema. ahora se la pasa poniendo cosas como, si eres mi amigo demuestramelo, digan kienes son mis amigos sino para no considerarlos, como ke adopto una actitud de ninia, la verdad la desconozcco, es una lastima porke la pasabamos muy bien juntas, ahora veo ke con una persona asi no vale la pena tener ningun tipo de relacion. bueno solo me keria desahogar. ke estes bien

Alex dijo...

Querida Valeria, un día leí; QUE LA VIDA TE QUITA LO QUE MAS AMAS PARA DARTE LO QUE MAS NECESITAS. Igual ahora necesitas estar tranquila y dejar que ese Arroyo de ira que tu amiga está expulsando sea bueno para ambas. Con relación a la criticas y a juzgarte, te dire que causalmente tengo puesto en mi mesenger esta frase: DEUS SOLUS IUDICARE ME POTEST (Sólo Dios puede juzgarme)quedate tranquila si por las noches puedes dormir bien, eso significa que tienes la conciencia tranquila. Por la parte de ella creo que NO!
Y te invito a que vengas siempre que quieras a desahogarte a este ARROYO, recuerda el agua todo lo limpia.
Mil besos! Nada es para siempre!

Lizeth Revueltas dijo...

Muy bonito texto.